Conéctate con nosotros

En Contexto

Procuraduría alerta sobre amenaza de suspensión del servicio de energía a los hospitales de Quibdó, Condoto, Istmina y Tadó, en Chocó por mora en el pago.

La Procuraduría General de la Nación advirtió a la Empresa Distribuidora del Pacífico – Dispac S.A. E.S.P., sobre las graves y peligrosas consecuencias que traería para los pacientes de los hospitales San Francisco de Asís de Quibdó; Eduardo Santos de Itsmina; San José de Condoto, y San José de Tadó, en el Chocó, su decisión de dar por terminados los contratos de prestación del servicio de energía por mora en el pago.

En comunicación al gerente Dispac S.A. E.S.P., Fabián Abisambra Montoya, el Ministerio Público advirtió que “no es necesario realizar mayores análisis para advertir la gravedad que una decisión en tal sentido tendría sobre los derechos constitucionales a la salud y a la vida de hombres, mujeres y niños residentes en esta región del país, que resultaría inimaginable en cualquier época, pero mucho más gravosa y oprobiosa en medio de la emergencia sanitaria derivada de la pandemia por Covid19, que ha coincidido con la crisis hospitalaria originada en el abandono gubernamental, la impagada deuda de las aseguradoras con las empresas sociales del estado y la corrupción”.

La PGN inició una acción preventiva de vigilancia y seguimiento en la que conminó a la gerencia de Dispac S.A. E.S.P. a abstenerse de terminar los contratos de suministro de energía eléctrica o suspender el servicio a cualquier Empresa Social del Estado en el departamento del Chocó que se encuentre en mora, y la exhortó a adelantar las gestiones que sean necesarias para suscribir acuerdos de pago.

Finalmente, la Procuraduría solicitó a los ministerios de Minas y Energía y Hacienda y Crédito Público, en su calidad de accionistas de Dispac S.A. E.S.P., y al ministerio de Salud y Protección Social buscar una solución frente a la amenaza que enfrentan los hospitales del Chocó, por tratarse de un tema de interés público y de un riesgo inminente que afectaría la salud y la vida de cientos de personas a quienes brindan atención las cuatro ESE.

Publicidad