Conéctate con nosotros

Destacadas

Ríos tristes y río feliz.

En medio de la crisis ambiental que atraviesa el mundo entero, en Colombia el Medio ambiente también está  amenazado debido a la falta de conciencia, educación por la comunidad en general, las causas  que provocan la destrucción del medio ambiente van desde la tala indiscriminada y la no renovación de la vegetación, la contaminación ambiental […]

En medio de la crisis ambiental que atraviesa el mundo entero, en Colombia el Medio ambiente también está  amenazado debido a la falta de conciencia, educación por la comunidad en general, las causas  que provocan la destrucción del medio ambiente van desde la tala indiscriminada y la no renovación de la vegetación, la contaminación ambiental por el vertimiento de residuos contaminantes, la práctica de la minería ilegal con el uso del mercurio, provocan en Chocó la mayor amenaza contra sus ríos y el medio ambiente.- aunque en el Rio Quito organizaciones ambientales y la comunidad local demandan el deterioro ambiental del río, el boca chico en el Rio Atrato es contaminado por la irresponsable emisión del mercurio ,mientras tanto al otro extremo el río san juan yace por el vertimiento indiscriminado  de contaminantes  con el mal uso de la minería ilegal de mano del hombre, como si fuera poco se conoció una denuncia pública del gerente del acueducto de Quibdó que el agua con la cual se abastece parte de la ciudad de Quibdó viene siendo contaminada  con el vertimiento de hidrocarburos y aceites usados que son arrojados a la cuenca del río Cabí.

Últimamente un grupo de ciudadanos tratan de mitigar la crisis impartiendo educación, cultura con  jornadas de limpieza bajo el lema “S.O.S.  RIO ATRATO”, desde Quibdó.

Lo que está pasando en el Rio Quito debe servir como ejemplo para que estas malas prácticas no se vuelvan a presentar en ningún otro municipio, es cierto que el gobierno le dio algunas facultades a las comunidades a través de los Concejos Comunitarios pero tampoco es para que abusen expidiendo permisos de explotación minera, eso es irresponsabilidad de los presidentes de estos Concejos que la comunidad ha depositado su confianza en ellos y algunos lo que hacen es negocios por debajo de la mesa para favorecerse de manera personal, menos mal ya hubo un pronunciamiento por parte del gobierno para que sean las CAR, en este caso Coodechoco la única autorizada para expedir este tipo de licencias de explotación minera.

La preocupación mundial por el calentamiento global y la presencia de anormales fenómenos climáticos atentan contra la vida humana y animal.

En otra dimensión  en el centro del departamento del Chocó el rio Pepé luce sonriente escuchando las lamentaciones de sus cuencas vecinas, gozoso de una abundante vegetación exótica y nativa  del Pichindé un árbol coposo de hojas fuertes de madera fina que lo abriga  de las inclemencias del clima y lo protenjen de los rayos del sol manteniendo sus aguas cálidas y frescas, que  cursan  tranquilas exhibiendo  las olas de sus corrientes de aguas diáfanas que brotan  de su cauce  en borbollones blancos de cascadas.

Como todo ser viviente nace en las estribaciones de la serranía del Baudó a su costado oriental en el  Alto de la Matilde haciendo un  recorrido de más de 250 Km aproximadamente hasta llegar a su desembocadura en el rio Baudó en la comunidad de Boca de Pepé, habitado  en sus orillas  por personas amables y  cultas por comunidades Negras e Indígenas  que utilizan  su cauce para transportarse  navegando por sus dulces y cristalinas aguas, se alimentan de su fauna y beben  sus aguas sin reparo alguno.

     

El Pepé es un río feliz. Porque sus agradecidos habitantes de lado a lado en sus orillas le dan buen trato, lo cuidan como si se tratara de un familiar más, a él no le vierten basuras ni permiten que depredadores y mineros despiadados destruyan su cauce y sus orillas y cuidan que no le lastimen con la práctica de la minería ilegal.

El río Pepé con sus aguas claras vive orgulloso porque un día del año el 2 de enero miles de personas le visitan y se divierten con su hermoso manantial de aguas cristalinas y corrientes, es testigo del decir de sus bañistas que se hunden en su lecho con su festival del agua en el Km. 20 de la vía que del vecino municipio de Istmina conduce a Pie de Pepé.

El delta del Pepé entre rizas y alegrías  lamenta  la muerte de varias de sus amigas  que le acompañaban en sus playas y corrientes buscando oro a batea con la práctica del mazamorreo Pobreza, Agripina, Uva, Chinda Q.E.P.D, miran desde el cielo su vital armonía, Humildad, Olfa, María Octavila,  Ana Fermina, Yiya entre otras, ya no van a lavar oro  a la playa con sus cachos, almocafre, totumo y la batea porque algunas de ellas están muy enfermas, el rio sigue sonriente y feliz  esperando a visitantes pero sin que atenten contra sus aguas y cauce y espera que aprendan a tratar a sus otros ríos vecinos, el rio Pepé  contrario a la crisis ambiental que vive el mundo y el país luce  muy Feliz.

Ya es hora que la autoridad ambiental del Chocó “COODECHOCO” preste un poco más de atención a esta fuente hídrica y la tome como referente ante el mundo por su buena conservación, y finalmente el mismo llamado va para la gobernación del Chocó para que se vincule en el festival del agua, único evento en esta parte del país que se le rinde tributo al agua, es de resaltar que este es un evento Institucionalizado a través de ordenanza.

De interes